Archivo del Autor: realidad afílmica

Acerca de realidad afílmica

Licenciada en Comunicación Audiovisual en la URJC (Madrid). Cursando Integración Social en Salesianos Atocha (Madrid).

Igualdad

Deja un comentario

Archivado bajo General

Experimento Comparte

El vídeo lo dice todo…

1 comentario

Archivado bajo General

La educación es el principio del cambio

Os animo a que investiguéis sobre la obra que realiza la Fundación Pies Descalzos.

Aquí os dejo el link: http://fundacionpiesdescalzos.com/joomla/index.php?option=com_content&view=frontpage&Itemid=1

 

Deja un comentario

Archivado bajo General

¿Necesitamos todo lo que consumimos?

¿De dónde vienen las cosas que compramos y a dónde van a parar?

A raíz de la Semana Nacional de Protección del Consumidor de 2011 que se llevó a cabo desde el 14 de marzo, me decidí a integrar en el blog un vídeo que nos explica el sistema de producción de la sociedad actual. Como consumidores, debemos conocer nuestros derechos pero, todo derecho conlleva tener una responsabilidad, por lo que debemos también ser responsables del consumo que hacemos de los recursos naturales del planeta, actualmente exagerado.

Debemos conocer las repercusiones que tiene en el resto del mundo y en el resto de las personas nuestro consumo irresponsable e irreflexivo. Debemos ser consecuentes de nuestras compras y de las repercusiones que tienen estos actos en los recursos de países en vías desarrollo y en las condiciones laborales de las personas que viven en estos países.

¿Somos conscientes de la contribución negativa que hacemos cuando realizamos actos consumistas y no actuamos de manera responsable? ¿Somos conscientes de la obsolencia programada de los productos? ¿Somos conscientes de que debemos cambiar nuestra mentalidad de consumo? ¿Somos conscientes de que debemos ser responsables de nuestros actos?

Desde luego, yo no quiero ser un títere del sistema que compra, compra y compra sin pensar. ¿Necesitamos todo lo que compramos? Pensemos antes de actuar.

1 comentario

Archivado bajo videos

La verdadera belleza es una actitud

Las influencias de la publicidad, de la televisión, de las revistas, de la moda… en definitiva, las presiones sociales, provocan en las personas una negativa visión de ellas mismas. El no valorarse una misma significa perder la seguridad personal y sentirse vulnerable, sin autoestima y con grandes riesgos de ser víctima de maltrato físico o psicológico.

Luchemos para conseguir que se nos valore por lo que somos interiormente, sin dejarnos llevar por las apariencias ni por los modelos prefijados por la sociedad. Eduquemos al corazón. Valórate y acéptate, eres únic@ y maravillos@.

Deja un comentario

Archivado bajo Género, Mujer

Día de la Mujer Trabajadora

A raíz de este Día de la Mujer Trabajadora, me he lanzado a realizar una pequeña recopilación personal de la evolución de la mujer en la sociedad. Es breve, pero la intención es despertar el interés de los lectores con el fin que investiguen y se documenten sobre el papel de la mujer a lo largo de la historia. Aquí os lo dejo:

Durante siglos y siglos, las mujeres han trabajado sigilosamente, silenciosamente y sin llamar mucho la atención. Encargadas del cuidado de los hijos y de su cónyuge, aviaban la casa, se encargaban del ganado y ayudaban al hombre en la cosecha y recolección de las tierras cultivadas.
Con la Revolución Industrial, las mujeres comenzaron a trabajar en las fábricas, con condiciones laborales aún peores que las de los hombres y sin posibilidad de sindicarse. No podían defender sus derechos a la par que sus compañeros hombres y, además, su sueldo era menor al de éstos. Las condiciones laborales de las mujeres (largas jornadas de trabajo y abusos continuos), al igual que la de los niños, suponían el mayor ejemplo de explotación de los trabajadores durante esta época capitalista.
También a nivel civil, sus derechos eran limitados, por no decir inexistentes: no podían realizar ninguna actividad económica ni administrativa sin el permiso de su cónyuge y su firma no tenía validez en ningún tipo de documento.
La lucha por el sufragio femenino no consistió solo en conseguir el voto de la mujer: Supuso la primera organización real de las mujeres para conseguir la emancipación, luchar por la igualdad laboral y educativa, la igualdad jurídica y la administración de sus propios bienes. Desde el siglo XIX, las mujeres españolas comenzaron su particular lucha en contra de la discriminación sexual.
No conseguirían el derecho a voto hasta principios del siglo XX, gracias a la activista Clara Campoamor, que defendió en las Cortes el derecho de la mujer al voto basándose en la igualdad y en la no discriminación por sexo. El sufragio femenino quedó aprobado en España en 1931, como artículo de la Constitución de la República.
Durante el régimen franquista, los avances de independencia conseguido por las mujeres dieron un paso atrás, pero en 1977 se reintrodujo el voto femenino y las mujeres volvieron a tener voz en la sociedad.
En la actualidad, en pleno siglo XXI y después de años y años de lucha, publican en los periódicos que sigue existiendo la desigualdad en el ámbito laboral. Una mujer cobra aproximadamente un 25% menos de salario que un hombre en un mismo puesto de trabajo, según el informe “’Retribución laboral por géneros’, elaborado por los Técnicos de Hacienda (GESTHA) con motivo del Día de la Mujer Trabajadora (8 de marzo).
¿Cómo puede ser que, después de años y años de lucha, y ahora que todos somos conscientes de los derechos de igual de las personas, sigan ocurriendo estas injusticias laborales? ¿Por qué no se trabaja más por la no discriminación sexual? ¿Qué ocurre con la conciliación laboral de los padres y de las madres?

1 comentario

Archivado bajo General

La Isla de las Flores

Documental que, de manera original e impactante, critica la sociedad de consumo en la que estamos inmersos. ¿Cuánta comida en buen estado tiramos a la basura diariamente? ¿Valen más los cerdos de un ganadero que las personas? Claro, las personas no son propiedad privada.

Vivimos en una sociedad cíclica e interdependiente, en la que nuestras acciones tienes repercusiones en otras personas. De nuevo destacan las desigualdades: lo que a uno le sobra, a otro le permite sobrevivir.

¿Por qué los cerdos tienen más privilegios que las personas?

1 comentario

Archivado bajo Alimentación, Consumo, Pobreza, Sociedad de consumo